Presentación de “Caricias y Batallas” en la librería Oletvm (Valladolid)

Presentación de “Caricias y Batallas” en la librería Oletvm (Valladolid).

En el acto intervendrán: Jorge David Alonso Curiel, Amparo Paniagua Muñoz, Mercedes Pastor Segovia y Gloria Rivas Muriel, miembros del colectivo literario.

Tendrá lugar el 31 de Octubre (viernes), a las 19:00h. La librería se encuentra en la Pz. del Salvador, se dispondrá de servicio de interpretación de lenguaje de signos.

Cartel presentación Oletvm

Anuncios

Concurso literario CARICIAS Y BATALLAS (RE)MIX

Cubiertas Caricias y Batallas prueba

Roland Barthes escribió “La cultura es un palimpsesto infinito”. El paisaje literario está lleno de textos e imágenes fijas que fluyen en un intercambio que convierte nuestra cultura en un bucle constante de ideas que nos enriquecen continuamente. Toda obra de arte, toda creación artística, toda experiencia creativa, carga sobre su espalda todas las obras que la han precedido.

Remezclar significa combinar o editar materiales existentes para crear algo nuevo. Sin embargo, es necesario desvincular la actividad de su mero carácter plástico y mirarla no como un fin en sí mismo, sino como un medio para decir, revisar, señalar o reinterpretar.

La remezcla es mucho más que un antecedente artístico desarrollado en la idea del collage. O mucho más que la técnica del sampling sonoro encumbrado por los DJ’s a partir de los ochenta. La remezcla está inserta en nuestra cultura y afecta transversalmente a nuestras nociones de educación, comunicación, conocimiento, política, etc.

En esta publicación, la remezcla es tratada como una forma de reformular la idea de autoría y pertenencia. Queremos explorar la remezcla como método, queremos crear once nuevas historia a partir de la deconstrucción y combinación de cualquier material ya existente y que permita hacerlo. Puede ser solo con el material del libro (textos). O añadirle nuevos.

Para ello se formalizará un concurso literario, a cuyos trabajos se pueden presentar a partir de la publicación de estas bases, siendo la fecha máxima de presentación el 31 de diciembre de 2014.

Las personas que quieran concursar deberán (re)mezclar los textos bajo las siguientes condiciones:

  • Se podrán presentar a este PREMIO CARICIAS Y BATALLAS (RE)MIX todas aquellas personas que lo deseen (excepto los componentes del colectivo). Se presentará un solo trabajo por persona.
  • Los textos son un código fuente – pueden ser reescrito, remezclado y despedazado por cualquiera. Cambiando la imagen del texto, el significado será diferente. El resultado será imprevisible. Por ello, cada participante podrá descargarse desde el blog de “Caricias y Batallas” los textos en .doc y .odt
  • El texto presentado deberá estar escrito en castellano.
  • La obra tendrá una extensión como máximo de 24 páginas con el tipo de letra Times New Roman o Liberation Serif, tamaño 12 e interlineado 1,5.
  • El original se enviará por correo electrónico a la dirección cariciasybatallas@gmail.com en un archivo en formato .doc o .odt, y deberá tener el título y firmado bajo un seudónimo.
  • En el mismo correo y como otro fichero adjunto se enviará la siguiente inscripción.
  • El jurado del premio estará compuesto por los once miembros del colectivo “Los Perros del Coloquio”, formado por: Jorge David Alonso Curiel, Dioni Arroyo Merino, Mayra Estévez García, Juan Martín Salamanca, Rafael Heka, Amparo Paniagua Muñoz, David Ramiro Rueda, Gloria Rivas Muriel, Doc Pastor, Mercedes Pastor Segovia y Santiago Zurita Manrique.
  • El PREMIO CARICIAS Y BATALLAS (RE)MIX solo se convoca para este libro. El fallo del jurado será inapelable y podrá ser declarado desierto a criterio de este y se hará público el 3 de marzo de 2015.
  • Se valorará especialmente: la calidad literaria y la originalidad de la obra.
  • Las ganadoras y ganadores firmaran un contrato editorial durante dos años por el libro CARICIAS Y BATALLAS (RE)MIX, desde el 21 de abril 2015 a 21 de abril de 2017.
  • Los originales presentados quedarán disponibles para su devolución o borrado.

Las bases se pueden descargar en este enlace.

 

Descárgate los textos fuentes en .doc

Descárgate los textos fuentes en .odt

Hoy presentación de Ágora Editorial y Caricias y Batallas en Valladolid

Cartel Presentación San Nicolás

Por qué escribo

Podría deciros que escribo para ser inmortal, para intentar sentir un poco de la grandeza de todos aquellos gentilhombres que han vivido antes que yo. Poder sentir las caricias de amantes que nunca existieron y las aventuras de fascinantes caballeros enmascarados…

Igual también os podía decir que me impulsa una fuerza desde dentro, que es mi forma de expresar todo lo que es bello de este mundo, de escapar a lugar fascinantes y dejar atrás todas las lágrimas
derramadas.

Sencillamente puedo ser sincero y deciros esto: escribo, simplemente escribo.

Doc Pastor

¿Qué me impulsa a escribir?

Dioni Arroyo MerinoMe he hecho en muchas ocasiones esta pregunta, siendo consciente de la cantidad de libros como hay escritos, de la calidad literaria que han alcanzado muchos de ellos, de su repercusión en el pensamiento, de su influencia en las tendencias sociales, de la función que han desempeñado… tantos libros escritos, y yo, miserable de mí, insistiendo en querer relatar historias, en querer publicar mis famélicos fetiches trasladados al papel.

Podría pensar que es un acto vano, un anodino intento condenado al fracaso, un hecho vacío, una soberbia incorregible de mi desconocido ego… Humildemente, necesito creer que es una forma particular de aportar mi granito de arena a la cultura, a la civilización, al humanismo.

Porque el hecho que me impulsa a escribir, tiene algo que ver con el mundo en el que vivimos, el ambiente que nos sepulta, la cultura en la que nos encontramos inmersos.

Vivimos en una sociedad anestesiada. Una sociedad moribunda, adormecida por los deportes de masa, por las modas pasajeras y efímeras, por la desbordante atracción hacia lo “mayoritario”, lo convencional… y carecemos de tiempo para reflexionar, para realizar la necesaria e imperiosa crítica constructiva. Anhelamos poder tener tiempo para pensar, para soñar y evadirnos de cuanto nos rodea.

Por ello es tan importante escribir, un verbo que expresa un camino diferente del que nos proponen las “incuestionables mayorías imperantes”. Escribir, inventar mundos que no existen, historias verosímiles que nos estremezcan, que nos sorprendan, que transiten entre el abismo y la esperanza, que nos conduzcan a lo sobrenatural, a lo fantástico… que en definitiva, nos permitan cuestionar lo que existe, empatizar con personajes que nunca existieron, triangularizar los problemas al leer cómo los resuelven seres ajenos a nosotros, pero que se convierten en pasajeros de nuestros sueños. Una novela, siempre es una puerta abierta a otra dimensión, la alternativa al turismo clásico hacia nuestro subconsciente, la inmersión a un mundo nuevo. Y ese proceso es liberador, rebelde, esperanzador, porque nos enseña y, en ocasiones, nos fuerza a pensar… a tomar actitudes ante la vida que padecemos. Nos permite trasladar este proceso de la lectura, a la realidad, para descorrer el velo que nos impide ver con otros ojos, desde una óptica diferente, para no seguir siendo unos viles crédulos fáciles de manejar.

Leer y escribir, es una aventura que nos invita a soñar y a reflexionar, actitudes muy necesarias en nuestra intoxicada sociedad. Y esta evidencia me impulsa a escribir, me libera, me abre la mente y los sentidos, genera un dinamismo que se revuelve en mis entrañas, me provoca un vitalismo que regenera mi interior.

Tal vez la serotonina tenga mucho que ver en estos procesos. Esa “droga del placer”, esa sustancia que segrega nuestro cerebro cuando practicamos actos placenteros, como el deporte, el sexo, la gastronomía… supongo que el hecho de leer y escribir, también forman parte de esa idílica lista de sensaciones que satisfacen nuestro organismo.

Me impulsa a escribir el placer que siento al contar historias fantásticas, y lo que me genera mayor excitación, el desear que estas narraciones, algún día, puedan ser leídas por un ávido lector. Porque todo escritor escribe para ser leído, para ser criticado, denostado o alabado… pero nunca para pasar desapercibido, nunca para el olvido.

Todo escritor escribe para que suceda ese gran milagro, que entre un mar de libros perdidos en una interminable estantería, un despistado lector, escoja su libro.

Que ese acto mágico, se repita muchas veces con “Caricias y Batallas”.

Dioni Arroyo Merino

En Aquella Primavera

jorge david alonso curiel El golpe fue a los catorce años. El fogonazo. El deslumbramiento irreversible. El nacimiento de la bicha.

Una tarde de primavera, en plena clase de lengua y literatura, llegó a mis ojos el poema “Lo Fatal” del poeta nicaragüense Rubén Darío. El profesor lo recitó con voz segura, firme, sin faltarle un punto de emoción, mientras yo lo seguía en la hoja del libro de texto.

 

Dichoso el árbol que es apenas sensitivo,

y más la piedra dura, porque ésa ya no siente,

pues no hay dolor más grande que el dolor de ser vivo,

ni mayor pesadumbre que la vida consciente.

 

Ser, y no saber nada, y ser sin rumbo cierto,

y el temor de haber sido, y un futuro terror…

Y el espanto seguro de estar mañana muerto,

y sufrir por la vida, y por la sombra, y por

 

lo que no conocemos y apenas sospechamos,

y la carne que tienta con sus frescos racimos,

y la tumba que aguarda con sus fúnebres ramos,

 

¡y no saber adónde vamos,

ni de dónde venimos…!

 

Al final de la lectura de ese poema tan intenso y conmovedor, mi vida cambió totalmente. Me había convertido en otro.

Aquellos versos, aquella desesperación, aquella verdad que el poema trasmitía, me habían llegado tan dentro que recuerdo que no podía articular palabra, y que mis ojos releían una y otra vez sin parar aquellos versos maravillosos: había descubierto algo que ya estaba marcando mi vida con un hierro candente.

Rubén Darío había provocado en mí un estallido, un terremoto, una grieta abismal que desde entonces sigue abierta, y me temo que nunca podrá cicatrizar.

Este poema, el más bello y terrible y existencialista de toda la literatura española, me convirtió primero en un lector voraz, patológico, y después en un aprendiz de escritor –que no he dejado de ser nunca- con ánimo totalmente decidido dos años después, con dieciséis años.

A partir de aquello no pude dejar de interesarme por todo libro que caía en mis manos, y de emocionarme hasta casi el éxtasis con obras tan sencillas, sutiles y verdaderas como aquel poema del gran Rubén.

De ahí que todas mis influencias literarias sean de este estilo: Baroja, los Machado, Pessoa, Kafka, Albert Camus, Charles Bukowski, Carver… Sin olvidar el humor y el absurdo de escritores tan geniales como Miguel Mihura, Ionesco o Jardiel Poncela.

Prefiero la literatura muy cercana a la vida y a la emoción, y que sea expresada de un modo sencillo, cercano pero también profundo, lírico y reflexivo, en el que también quepa, como ya he dicho, el humor, esa sonrisa de la desgracia, que tanto nos ayuda a sobrevivir.

La literatura es una parte esencial de mi vida. Me ha hecho, junto con el cine, ser como soy. Como decía Pessoa, ser escritor es una forma de estar en el mundo. Y yo quiero estar en el mundo, para seguir contándotelo a ti, querido lector, querido amigo.

Jorge David Alonso Curiel

Presentación de Ágora Editorial y su primera publicación “Caricias y Batallas”

Cartel Presentación San Nicolás

Pincha y te le podrás descargar para reenviarle.

Hoy hace una semana…

Representación del colectivo “Los Perros del Coloquio”.

Hoy hace una semana que se presentaba “Caricias y Batallas” de Los Perros del Coloquio en la 47 Feria del Libro de Valladolid.

Os dejamos un extracto donde podéis ver, en este orden, a Dioni Arroyo Merino y Gloria Rivas Muriel, de Los Perros del Coloquio.  Y Javier Martín Pastor responsable de Ágora Editorial.

Reseña bibliográfica de Caricias y Batallas.

Adelanto Portada Caricias y Batallas

Reseña bibliográfica de “Caricias y Batallas” leída por Gloria Rivas Muriel, en la presentación oficial del libro el pasado 1 de Mayo en Valladolid en el contexto de la 47 Edición de la Ferial del Libro.

Es complicado hacer crítica literaria sobre una obra de amigos o compañeros. Más complicado aún escribir sobre la propia obra.

Pues en este caso se dan las dos circunstancias: voy a escribir sobre lo suyo y sobre lo mío, es decir, voy a escribir sobre lo nuestro.

Esta antología del colectivo literario Los Perros del Coloquio ha salido a la luz gracias a la iniciativa de Ágora Editorial, que nos regaló unas veinte páginas para llenarlas con nuestras historias, con nuestros pensamientos, con nuestro sentimiento…

Cada uno de nosotros aportamos lo que nos pareció. Casi todos los géneros están contenidos en este libro de trescientas páginas y once autores que han compartido con el editor la ilusión por ver publicada su obra en un formato clásico, el libro de papel, y con unas expectativas modernas: la distribución más vanguardista que llevará Caricias y Batallas a cualquier lugar del mundo donde se encuentren un lector y una lectora con ganas de leer historias de amor.

La ambigüedad de este término lleva unas veces a la confusión y otras al prejuicio, por eso, desde aquí se advierte a los lectores y se les incita a leer esta antología con los ojos abiertos a los amores más delicados y el corazón entreabierto a los desamores más espinosos.

***** ***** *****

Jorge David Alonso Curiel aporta a esta antología siete relatos breves. “Un traje azul”, título de uno de ellos, y los otros seis, describen desde la complejidad de las relaciones personales la particular complicación de las relaciones amorosas. Desde el amor platónico al amor propio pasando por el inevitable amor fornicador.

“Los ojos del mal” de Dioni Arroyo Merino aborda un historia de intriga entre la novela policíaca, la locura razonable y las personalidades que se doblan para resolver lo que no tiene solución. Este autor de novelas de misterio y erotismo demuestra además su semblante poético en los “versos bilingües para Mónica”.

Mayra Estévez García ha cedido para esta antología la novela corta “Mil formas de amar”, una sugerente historia de amor y terror en la Argentina del dictador Videla, donde unos personajes españoles se han exiliado huyendo de la dictadura de casa. La superación personal, una constante en la obra de Mayra, se resuelve en las condiciones más adversas. Paradógicamente.

Rafael Heka. Para quienes gusten de las misiones interestelares planetarias y los mundos desconocidos, ha escrito este autor los seis inquietantes relatos que también están contenidos en su libro “Pléyades”. Entre la ciencia ficción y las civilizaciones lejanas a veces no hay más que unas leyendas con la subjetiva interpretación de los seres irracionales.

Juan Martín Salamanca, el periodista escritor de novela histórica, nos ofrece aquí un episodio policial para una historia de amor conventual. Ni el sosiego en el convento de las clarisas es el que se supone tras aquellos pesados muros, ni las conciencias de los monjes capuchinos son tan limpias y tranquilas como se muestran a diario en el refectorio.

A Amparo Paniagua Muñoz, la poeta del amor, le ha costado poco esfuerzo buscar entre sus poemarios esta hermosa selección de versos que van de la primera a la segunda persona como un diálogo en voz baja con el lector. Veintidós poemas y una introducción con ilustraciones de Inmaculada Cardaño para describir las caricias y las batallas de cada día.

DocPastorsepasatodoelratoengañándonosquesiNachoyClaudiasebesanquesinosebesanmientrasBarcelonanoduermeporqueestáexpectanteaverquépasaconClaudiayNachoperonoseréyoquiendesvelelaverdadporquehayquellegaralfinalalaarenacambiantedeestaciudaddondepuedescomprarteunatabletmodernaenunaferreteríaosushienlatiendaviejadeultramarinos.

Mercedes Pastor Segovia aporta a esta antologíaveintiún poemas de amor con versos de estructura clásica y con ilustraciones de Juan Cruz González Calero. La activista poética ha recogido el corazón, tantas veces nombrado en sus versos, y lo ha puesto al servicio de la lírica para expresar lo que se ha dicho siempre en poesía: que el amor es capaz hasta de hacerte morir.

El relato de David Ramiro Rueda se titula “Última noche en Nueva York” y es una narración de pensamientos. Acompañamos al periodista Samuel que, después de realizar su trabajo, pasea por el puente de Brooklyn mientras toma una decisión determinante en su vida. Así son las decisiones que se toman paseando por un puente tan importante.

La historia de Santiago Zurita Manrique termina mal. Lucas, el profesor de literatura, debería haber elegido un instituto convencional para desarrollar su profesión y no una penitenciaría experimental subvencionada por todos los contribuyentes. Para enseñar retórica, mejor a unos jóvenes desentrenados que a un matador con experiencia.

Gloria Rivas Muriel incluye en esta obra veinte microrrelatos de su libro “Yo me llamo Ying”. Veinte episodios de lo cotidiano con personajes singulares que animan a la reflexión del lector.

Gloria Rivas Muriel es miembro de “Los Perros del Coloquio”

 

Adelanto de “El matador” de Santiago Zurita Manrique

Os adelantamos el trabajo de Santiago Zurita Manrique para Caricias y Batallas, El Matador.

 (Astudillo, Palencia, 1960). Casado y padre de dos hijos, es licenciado en Filosofía y Letras y ejerce de profesor en el Instituto Núñez de Arce de la ciudad de Valladolid. Comenzó su carrera literaria con la novela “No tengo más que darte. 1588”, una novela de ficción con fondo histórico. Tras escribir “1554. La mano bastarda de Dios”, comienza una nueva andadura con su nueva novela de ficción; “El Perfume de Besalú”, que se publicó a finales de 2013.

Descárgate el adelanto de El Matador.